Baja la Marea, indican los sondeos electorales. Incluso el suyo. Este domingo se conoció además el de Sondaxe, que muestra como más de la mitad de los votantes de Ferreiro en 2015 creen que A Coruña ha empeorado o como mucho sigue igual que cuando la nueva política parecía que iba a cambiarlo todo. Casi cuatro de cada diez coruñeses no han decidido todavía el sentido de su voto o si lo ejercerán. La situación es extrapolable a Santiago, donde Noriega acusa el desgaste y la instisfacción generada por su mandato, o Ferrol, feudo en el que el Partido Popular estaría cerca de la mayoría absoluta.

En A Coruña el sondeo publicado por La Voz de Galicia muestra que el PP, a cuatro meses de los comicios, se maneja con Beatriz Mato en los porcentajes de voto que alcanzó Carlos Negreira hace cuatro años, todo pese a la irrupción de Ciudadanos. La Marea pierde seis puntos y medio, del 30,9% de votantes al 24,5. Existiría un trasvase de votos que se repartirían socialistas y BNG. La tendencia apunta hacia ahí en un tiempo hasta los comicios que se presume duro para los mareantes, que salen a escándalo semanal y que pueden tener imputados a dos candidatos más antes de que llegue el 26 de mayo.

“Non imaxino que a campaña poida ser peor ca estes tres anos e medio”, titula La Opinión una charla con Iago Martínez, que en una asombrosa mutación trata de presentarse como el número 7 de Ferreiro y reivindica que como jefe de gabinete no debía hacer declaraciones, pero como “un cidadán más” sí podía fustigar a quien creyese preciso a través de las redes sociales. La Marea de las dos caras está más presenta que nunca, aunque en algunas cuestiones no dude en mostrar su incapacidad e inconsciencia, como cuando el candidato celtista explica que si no lograron cumplir el programa electoral fue porque “nos atopamos con dificultades que, cando deseñamos o programa electoral, non sabiamos que iamos ter”.

Lo conveniente sería que nadie llegase al gobierno de una ciudad como A Coruña para aprender, sino que llegase aprendido de su casa, aunque fuese desde Vigo.